Lote de terneros limusines
Lote de terneros

     El IBR es una enfermedad de las vacas causada por un herpesvirus, (BoHV-1) que da lugar entre otras consecuencias clínicas que los animales infectados, queden infectados de por vida.

     Estos animales con infección latente serán la principal forma de mantenimiento de la infección dentro del rebaño.

     Entre los principales cuadros clínicos del IBR cabe destacar alteraciones reproductivas (infertilidad, abortos tardíos, reabsorciones en vacas y balanopostitis en toros) y respiratorias (fiebre, tos, faringitis, secreciones nasales y oculares)

     Todo esto conllevará directa o indirectamente sus consecuencias económicas pertinentes, por ello el diagnóstico de la enfermedad, así como un correcto plan vacunal nos permite una mayor producción e ingresos en la explotación.

PATOLOGIA

     El virus se disemina principalmente por contacto directo nariz-nariz, a través del aire por aerosoles en suspensión, pero también se transmite de forma venérea, a través de semen, por lo que es recomendable chequear a los sementales.

     También existirá una infección subclínica (sin sintomatología aparente) con un efecto negativo a largo plazo en las explotaciones afectadas.

IMPORTANCIA DE INCLUIR LAS VACUNAS FRENTE A IBR EN EL PLAN VACUNAL

     El veterinario es quien mejor puede evaluar vacunar frente al IBR en una explotación

     Es recomendable incluir la vacuna frente a IBR en un correcto plan sanitario junto a otras vacunas frente a enfermedades reproductivas como DVB.

     El objetivo de la vacunación frente al IBR será doble: prevenir los casos de neumonía y los problemas reproductivos. En este caso además de evitar que se contagien los animales, en los que ya están infectados sirve para disminuir que el virus se exprese, por lo que se frenan en gran medida sus efectos perjudiciales.

     Es imprescindible, en todo plan de erradicación de esta naturaleza, el control exhaustivo de todos los animales que entran en la explotación.

     Es importantísimo no adquirir para nuestro rebaño, animales que procedan de explotaciones cuya situación epidemiológica para esta enfermedad sea desfavorable con relación a la nuestra y, en todo caso, todos los animales que ingresen en la explotación deberán ser puestos en cuarentena y chequeados serológicamente, a la vez que son sometidos al plan de vacunación que les corresponda.

     La vacunación con vacunas marcadas junto a las analíticas y las cuarentenas, son los medios con los que contamos para eliminar de nuestros animales la infección por IBR y mantenerlos libres después. Contar con los medios y no aplicarlos nos lleva a una situación de persistencia del problema difícilmente justificable.

Programa nacional voluntario de prevención, control y erradicación a la IBR

En España, en los últimos años se han puesto en marcha programas de erradicación a nivel autonómico en varias Comunidades Autónomas con distinto nivel de implantación. Desde septiembre de 2019 se puso en marcha a nivel nacional el Real Decreto 554/2019, de 27 de septiembre, por el que se establecen las bases de las actuaciones de prevención, control y erradicación de la rinotraqueítis infecciosa bovina y se establece un programa nacional voluntario de lucha contra dicha enfermedad, que pretende armonizar el control de la enfermedad a nivel nacional.

ACTUALIDAD

Actualmente debido a la ejecución del programa voluntario de prevención , control y erradicación de IBR de la Comunidad de Madrid, las explotaciones incluidas en nuestra ADS La Espadaña son revisadas y calificadas de estas enfermedades de manera gratuita tras una simple obtención de sangre, obteniendo la calificación sanitaria correspondiente en pocos días. 

Los veterinarios de vacuno de Madrid estamos luchando ya contra esta enfermedad ¿tú lo haces en tu granja?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *